En las Jornadas Técnicas sobre Televisión que ASIMELEC y FENITEL han organizado en Oviedo, el subdirector general de planificación y gestión del espectro radioeléctrico del MITC, Antonio Fernández Paniagua, ha aclarado que España no se plantea la introducción del DVB-T2 “ya que sería un cambio importante teniendo en cuenta que las redes no son siquiera compatibles, en recepción. En este momento, no está en agenda en España la introducción del DVB-T2″.

Este viernes, 12 de noviembre, se ha celebrado la segunda de las Jornadas Técnicas sobre Televisión que ASIMELEC y FENITEL han organizado en Oviedo. Antonio Fernández Paniagua, subdirector general de planificación y gestión del espectro radioeléctrico del MITC, ha hecho un repaso a las consecuencias que supondrá el dividendo digital una vez concluido el apagón analógico.

De la importancia de cómo se lleve a cabo este nuevo proceso habla el hecho de que la facturación en 2009 de las empresas europeas de telecomunicaciones que dependen del uso del espectro radioeléctrico en sus diferentes usos fue de 300.000 millones de euros, lo que supone más del 2,5% del PIB de la Unión Europea. En España, la facturación en 2009 de los servicios que utilizan este espectro superó los 22.500 millones de euros, lo que supone el 54,2% de la facturación del sector.

Fernández Paniagua ha comentado que “con el cese de la tv analógica se necesita menos espectro radioeléctrico para emitir en digital ee equivalente de los programas emitidos ena analógico. El dividendo digital consecuente no ha aparecido de la noche de la mañana, sino fruto de un proceso regulatorio muy rápido que ha impedido anticipar con más tiempo la liberación de la banda”.

Con el objetivo de liberar la subbanda 790-862 se han establecido dos fases para asignación de los nuevos múltiplex digitales. En la fase uno, se establece que cada operador estatal accede a un múltiplex estatal. Esta capacidad se distribuye entre los múltiples digitales que explotan en la actualidad y 3 nuevos múltiples que se desplegarán paulatinamente. Por su parte, RTVE acede a dos múltiples de cobertura digital. Desde enero y hasta primeros de mayo de 2011, todos los múltilples deberán alcanzar el 96% de la población en los tres nuevos múltiples digitales planificados.

En la fase dos, se planificarán tres nuevos múltiples digitales con cobertura estatal para sustituir a los múltiples digitales asociados a los canales radioeléctricos 67, 68 y 69 (que están siendo compartidos entre los seis operadores privados). En el plazo de nueve meses desde que se asignen los canales en cada área geográfica, los operadores deberán alcanzar una cobertura en dicha área geográfica, al menos, igual a la cobertura en esa área de los tres nuevos múltiples planificados en la fase 1.

La situación final serán dos múltiples gestionados por RTVE, seis múltiples privados, dos redes autonómicas y la local.

El subdirector general de planificación y gestión del espectro radioeléctrico del MITC ha estimado que esta segunda fase no cuenta aún con un plan de los costes derivados de estos movimientos de frecuencias. La idea, como ha comentado Fernández Paniagua, sería “compensar los costes para que operadores y usuarios no se vean afectados. Los estudios de impacto se están llevando a cabo en este momento”.

En cuanto al despliegue del estándar DVB-T2, que permitiría la capacidad de aumentar el número de programas en cada múltiple, según Antonio Fernández Paniagua, “no nos lo planteamos ahora mismo ya que sería un cambio importante teniendo en cuenta que las redes no son siquiera compatibles, en recepción. En este momento, no está en agenda en España la introducción del DVB-T2. A diferencia de otros países más retrasados en la despliegue de la TDT, en nuestro país no queda capacidad para introducir nuevos servicios en DVB-T2… y sustituir los actuales, es algo que ahora mismo no se contempla”.

Ley General del Audiovisual

En relación a las consecuencias que para el sector está teniendo la nueva Ley General del Audiovisual que entró en vigor el pasado 1 de mayo (Ley 7/2010), Ángel García Castillejo, consejero de la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT), ha afirmado que “estamos en un momento excelente para reconducir algunos aspectos de una ley que mira hacia adelante y no por el retrovisor, para así adecuar esta ley a las necesidades y exigencias de este sector”.

García Castillejo ha recordado que, desde su punto de vista, la nueva ley trata de regular aspectos con clara repercusión industrial como la accesibilidad, la tv en movilidad, la HD, la constitución de la Agencia Estatal de Radiocomunicaciones o el Consejo Estatal de Medios Audiovisuales. La ley supone, a juicio del consejero de la CMT, el fin de la dispersión en inseguridad jurídica precedente, la regulación del conjunto de los medios audiovisuales así como la liberalización del sector, la incorporación de la Directiva 2010/13/UE y la creación de una autoridad audiovisual independiente.

El consejero de la CMT ha defendido que el nuevo Consejo Estatal de Medios Audiovisuales se integre junto a la CMT en una autoridad de regulación convergente, similar a lo que acontece en algunos países de nuestro entorno “por razones de oportunidad económica, financiera y presupuestaria, así como por el hecho de que el Consejo Estatal de Medios Audiovisuales no ha sido aún constituido por lo que cabría reconducir lo estipulado en la ley con miras convergentes para el sector”.

El papel de los radiodifusores

En una mesa redonda en la que han participado Pere Vila, director de tecnología de RTVE; Fernando de Miguel, director de recursos y operaciones de LaSexta; y Enrique Mondelo, jefe de área audiovisual de RTPA, se ha hecho un repaso a la situación de los radiodifusores.

Pere Vila ha comentado que la cobertura de los múltiples con señales HD ya supera el 85% de la población. En el caso de RTVE, cuentan ya con un canal HD en marcha emitiendo el MPEG-4 a 9 Mb/s y al que cada día se suma nuevos contenidos en alta definición. “La TDT ya está casi implementada, pero, nuestra audiencia dispone de receptores HDTV, en TVE cada día producimos más en HD, al mismo tiempo que nuestros competidores de cable y satélite emiten en HDTV… y, sin embargo, continuamos emitiendo la mayoría de digital terrestre en SD. Tenemos un problema a medio plazo. Probablemente en cinco años tanto las infraestructura, como los contenidos como los televisores serán en HD… ¿qué haremos, pasarlo todo por el cuello de la SD?”, se ha preguntado Vila.

Por otro lado, con respecto al broadcast broadband, el director de tecnología de RTVE ha señalado que la Corporación ha iniciado sus primeras experiencias combinadas TDT/IP en una tendencia que Vila ha calificado como de auténtico “asalto al salón” por parte de la banda ancha.

Fernando de Miguel, por su parte, ha aportado la visión de un radiodifusor privado en el nuevo panorama audiovisual, recordando que el mercado publicitario en su conjunto en televisión cerró 2009 a niveles de 2003, esperando para 2010 un incremento del 3%. “En grandes números estamos en cifras de 2003 pasando de seis canales a 32 canales estatales”, ha comentado de Miguel.

Como ha quedado patente en esta mesa, los operadores han desarrollado junto a los canales generalistas canales de segmento y de nicho, para lo cual las opciones han sido el traslado al abierto de marcas ya consolidadas como Disney Channel o MTV, la apuesta por nuevas marcas (Neox, Nova, LaSiete…) o explotación de las ya existentes en analógico (LaSexta 2 y 3, por ejemplo) y la explotación del múltiplex en abierto y en pago aprovechando la oportunidad de utilización de vías de financiación alternativas para el desarrollo de su oferta audiovisaul (Gol Tv, AXN, Canal+Dos).

Ante la fragmentación de audiencia y cambio en el modelo de negocio, Fernando de Miguel ha propuesta la gestión de plataformas frente a la tradicional gestión del canal con todo lo que ello conllevaría en relación a la transversalidad de la programación, el desarrollo de familias de canales que busquen complementariedad, mayor inversión en creatividad, explotación y optimización de la utilización de las diferentes fuentes de financiación (pago y abierto) y la búsqueda de nuevas oportunidades por parte de grandes operadores con especial mirada hacia la alta definición. Otro reto sería la gestión de los costes como consecuencia de la mayor oferta de canales con una mejor digitalización de la producción y emisión, así como del inventario y de las adquisiciones.

Enrique Mondelo ha comentado que en alta definición debería evitarse los reescalados, informando de ello al espectador para evitar la frustración de las expectativas creadas. Con respecto a la medición de audiencias, ha reconocido que una versión HD del canal principal supondría una competencia adicional.



Be Sociable, Share!

¿Te gustó este artículo?

Suscríbete a nuestro RSS feed y no te perderás nada.


Otros artículos sobre , ,
Por • 12 nov, 2010
• Sección: Alta definición, Eventos, IPTV/Tv Híbrida, PA Destacado (Destacado), TDT