es:lang="es-ES"
1
1
https://www.panoramaaudiovisual.com/en/2010/05/28/homenaje-al-cine-clasico-con-varicam-aj-hpx3700-en-el-discipulo/

Dirigida por Emilio Ruiz Barrachina, ‘El Discípulo (Jesús la historia no revelada)’ se rodó con dos unidades de cámara, con las Varicam P2HD AJ-HPX3700 de EPC. El objetivo era doble porque las imágenes, además de para el largometraje de ficción estrenado recientemente también servirán para un próximo documental, ‘Jesús 2.0’. El Discípulo o The Disciple, ya que la versión original es en inglés, es una producción de Ircania Producciones, que cuenta con la participación de Canal Sur.

blank

El Discípulo (Jesús, la historia no revelada), dirigida por Emilio Ruiz Barrachina, refleja la vida de un Jesús desprovisto de toda divinidad, desde un angulo histórico-político desconocido hasta ahora. El guión, escrito por el director, se apoya en una línea de investigación defendida por estudiosos desde 1768. Y en la propuesta estética, en línea con el tono de la película, pesa el estilo documental.

La película se rodó con dos unidades de cámara, con las Varicam P2HD AJ-HPX3700 de EPC. El objetivo era doble porque las imágenes, además de para el largometraje de ficción que se ha estrenado en el Festival de Málaga y el 23 de abril en los cines, también servirán para un próximo documental, Jesús 2.0.

Emilio R. Barrachina destaca en el Sensor de EPC que «desde un principio quise hacer una película que tuviera un pie en el documental y otro en la ficción». Y esta fue una de las razones de rodar con Varicam 3700. Porque, explica el director, las cámaras le dan un aspecto muy documental a El Discípulo, aunque se cuente una historia de ficción.

«Parece una cámara de reportería, de corresponsal de guerra, que va en línea con el Jesús que queríamos retratar en esta película. Hay mucha diversidad de opiniones sobre esta estética bastante descarnada aplicada al cine tradicional. Hay gente a quien le ha gustado mucho y también grandes detractores. Toda novedad, más en el cine, más en nuestro país, genera discusiones», explica Emilio R. Barrachina.

En todo caso, dice estar muy satisfecho con el resultado. «Porque nunca se había hecho nada igual. Después, para gustos los colores. No es una película pensada para el gran público. Así que el tiempo la pondrá en su sitio», dice, y bromea… «que espero no sea en el rincón de un almacén».

Otra razón clave por la que eligieron rodar con las Varicam 3700 fue por la calidad de la grabación de la memoria sólida, explica Emilio R. Barrachina. «Y por la facilidad que nos daba para poder rodar en sitios bastante escarpados y complicados de llegar como lo eran algunas localizaciones». La película se rodó durante seis semanas desde el 21 de septiembre y hasta noviembre del año pasado en escenarios de Baza, Orce, Purullena y Freila, en Granada. Entre las localizaciones de Baza, donde se ambienta Galilea -donde contaron con alrededor de 600 figurantes-, están los Baños Árabes, los poblados serranos de El Tesorero y San Nicolás el Moro, situados en el Parque Natural de la Sierra de Baza, y la Rambla del Espartal.

blank

Homenaje al cine clásico

«Los encuadres son los mismos que se puedan conseguir con cualquier otra cámara, ya que las 3700 funcionan muy bien con las ópticas de cine», opina el director. Las ópticas elegidas fueron las Zeiss Ultraprime T1.9, y EPC también suministró zoom Angenieux 25-250mm HR, entre otro material de rodaje como travelling GF Lite dollie.

«Nosotros hemos optado más por encuadres de reportería que por encuadres cinematográficos, aunque nos hemos permitido hacer algunos homenajes al cine clásico. Hay planos copiados de películas de Buñuel, Pasolini o Cocteau», dice Emilio R. Barrachina, que es consciente de que puede haber quien no entienda estos planos o le parezcan raros.

También están muy satisfechos con la calidad de la imagen a la hora de kinescopar. «Una de las principales ventajas de la 3700 es la colorimetría. Se puede tocar mucho la imagen sin que sufra», dice Emilio R. Barrachina.

«Nosotros hemos optado por no añadir grano, sino dejar la película tal y como se rodó, tocando la colorimetría únicamente y llevándola más a las curvas de cine, pero sólo eso. Esto es una cuestión de costumbres. Igual que ahora la gente ve películas de los 50 y se extraña, en unos cuantos años la gente verá la alta definición como el standard más normal y los 35 mm de hoy le parecerán antiguos o extraños. Hoy por hoy, como decía antes, es cuestión de gustos y convencionalismos».

blankVentana externa

Tras la cámara, en la dirección de fotografía de El Discípulo está Enrique Laguna, acompañado del operador Arturo Hernández; Ismael Issa López, gaffer; Nadia McGowan, ayudante de cámara y Alfonso E. Martínez, auxiliar de cámara; también en el equipo, Carlos Fernández, jefe de eléctricos, con Manuel Rodrigo Ventura y Josu Ortiz. En la dirección artística, Luis Vallés «Koldo».

El Discípulo -o The Disciple porque la versión original es en inglés- es una producción de Ircania Producciones, que cuenta con la participación de Canal Sur. En la producción ejecutiva, Emilio Ruiz Barrachina y Patricia Sobrino, y de la dirección de producción se hizo cargo Félix Rodríguez.

En próximas fechas de preparará un documental titulado Jesús 2.0 que mezclará imágenes procedente de las Varicam 3700 y materiales de archivo en otros formatos con una propuesta de montaje y presentación más clásica partiendo del punto en el que concluye la película.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=trI08VxGTHI[/youtube]

¿Te gustó este artículo?

Suscríbete a nuestro RSS feed y no te perderás nada.

Otros artículos sobre , , , , ,
Por • 28 May, 2010
• Sección: Captación, Cine / Técnica