es:lang="es-ES"
1
1
https://www.panoramaaudiovisual.com/en/2011/01/11/en-2010-se-vendieron-32-millones-de-televisores-3d-en-todo-el-mundo/

Según un estudio de DisplaySearch, durante 2010 se vendieron más de tres millones de televisores preparados para estereoscopía. En este año se espera que esta cifra alcance las 18 millones de unidades vendidas, llegando a más de 91 millones en 2014.

blank

La disponibilidad de contenidos 3D seguirá siendo el mayor determinante a la hora de que los consumidores opten por la compra de un televisor 3D, según recoge en su último informe la consultora DisplaySearch.

Aunque los primeros televisores 3D se lanzaron a bombo y platillo en el IFA 2009, no fue hasta el CES de hace ahora un año cuando llegaron efectivamente al mercado. Desde entonces la venta de estas pantallas no ha parado de crecer, aunque a menor ritmo de lo que inicialmente se había previsto. DisplaySearch estima que en 2010 se vendieron un total de 3,2 millones de televisores 3D en todo el mundo.

Paul Gray, director de investigación para electrónica en televisión en DisplaySearch, ha comentado que «los fabricantes de televisores parece que se han olvidado que la televisión es una herramienta para ver contenido. La gente sólo va a comprar un televisor 3D si hay suficiente contenido para ver, y en 2010, simplemente no había suficiente contenido 3D disponible. Como resultado, sólo el 4% de los televisores de 40 pulgadas y más grandes presentaban capacidades 3D».

A pesar de ello, las presiones competitivas en la industria están convirtiendo al 3D en una característica obligatoria. DisplaySearch estima que en 2011 se venderán cerca de 18 millones de televisores 3D, superando los 91 millones en 2014.

blank

Gafas pasivas

El estudio de DisplaySearch también examina los sistemas de 3D con gafas pasivas, que se lanzaron en China en diciembre de 2010 y se mostraron la pasada semana en CES 2011. Estas gafas se presentan como una alternativa a las gafas de obturación que tienen inconvenientes importantes, entre ellos su alto coste, el peso, la necesidad de recarga, y la interoperabilidad limitada.

Gray ha añadido que «lo que es preocupante, sin embargo, es la perspectiva de una guerra de formatos. Sería muy perjudicial y los consumidores optarán por esperar si tienen la sensación de obsolescencia, especialmente cuando ya están muy cautelosos sobre el gasto».

En cuanto a otro de los temas candentes, la conectividad, DisplaySearch estima que el 21% de todos los televisores vendidos en 2010 contaban con conexión a Internet. En 2014 habría en el mercado 122 millones de unidades en 2014.

¿Te gustó este artículo?

Suscríbete a nuestro RSS feed y no te perderás nada.

Otros artículos sobre , ,
Por • 11 Ene, 2011
• Sección: Negocios, Televisión