es:lang="es-ES"
1
https://www.panoramaaudiovisual.com/en/2017/05/18/television-espanola-estrena-un-documental-que-rinde-homenaje-a-chicho-ibanez-serrador/

Cuando se acaba de cumplir el 45 aniversario de su mítico concurso ‘Un, dos, tres… responda otra vez’, ‘Imprescindibles’ repasa su trayectoria y su trascendencia y le dedica el documental ‘Historias para recordar’.

blank

Narciso Ibáñez Serrador (Chicho) es uno de los nombres más importantes de la historia de la televisión en España. Sus programas forman parte de la memoria sentimental del país, aunque no es menos reseñable su labor como autor teatral y como director de cine. Cuando se acaba de cumplir el 45 aniversario de su mítico concurso Un, dos, tres… responda otra vez, Imprescindibles repasa su trayectoria y su trascendencia y le dedica el documental Historias para recordar, que se ha preestrenado este miércoles en Cineteca de Matadero Madrid y se estrenará en La 2 el lunes 22 de mayo.

Al preestreno de este miércoles asistieron el director de La 2, Juan Manuel Hidalgo, la directora de Imprescindibles, Ana Peláez, los autores del documental, Marisa Paniagua y Carlos Muriana (quienes trabajaron codo con codo con Chicho), y numerosos rostros conocidos ligados de alguna forma a Chicho Ibáñez Serrador, al Un, dos, tres… o a TVE. Entre ellos, tres de los presentadores del famoso concurso: Mayra Goméz Kemp, Miriam Díaz Aroca y Luis Larrodera.

Historias para recordar

El documental, una producción propia de RTVE realizada con medios técnicos y humanos de Prado del Rey, repasa la trayectoria vital y profesional de un genio de la televisión, apoyado en los testimonios de aquellos que han estudiado su obra, pero sobre todo con los de sus amigos y de la gente que ha trabajado muy estrechamente junto a él. Directores de cine, como Álex de la Iglesia o Juan Antonio Bayona hablarán de la enorme influencia que, con sólo dos películas, ha ejercido Narciso Ibáñez Serrador en toda una generación de cineastas españoles.

Su familia ayudará a descubrir su lado más personal y desconocido, y será el propio Chicho el que, siguiendo su costumbre, hará la presentación y despedida del documental. El archivo de RTVE ayudará a poner en contexto el trabajo de un autor y realizador adelantado a su tiempo.

blank

Un pionero de la televisión

Nacido en Montevideo en 1935, hijo de los actores Pepita Serrador y Narciso Ibáñez, Chicho creció entre bambalinas. Llevaba el espectáculo en la sangre. Con diecisiete años escribió su primera comedia de gran éxito, ‘Aprobado en castidad’, y con diecinueve dirigió junto a su madre la adaptación de ‘El zoo de cristal’, de Tennesse Williams. Un brillante inicio en el teatro, pero por el camino se topó con un medio recién nacido: la televisión en los años 50.

En 1963 Chicho llegó a Televisión Española, con solo siete años de emisiones. Él tenía 28 y contaba con una larga experiencia en la televisión argentina y enorme éxito. Renovó el lenguaje audiovisual en España desde el primer momento. Los directivos de la época, entre ellos Adolfo Suárez y Juan José Rosón, confiaron en él para liderar la “operación premios”, con la que TVE se dio a conocer en los festivales de televisión de toda Europa. Chicho cumplió con creces el encargo y consiguió para TVE algunos de los premios más importantes del momento (Ninfa de Oro en Montecarlo, Rosa de Oro en Praga…) sobre todo con El Asfalto e Historia de la Frivolidad. Para entonces la serie Historias para no dormir era un gran éxito que aterrorizaba cada viernes a millones de españoles.

Un, dos, tres… responda otra vez fue el programa que más ha marcado a generaciones de españoles. Un concurso arriesgado e innovador, que gozó del favor del público durante décadas y que creció en espectáculo y en humor hasta convertirse en el gran show que todos recordamos. En el ámbito del entretenimiento también destacaron El Semáforo o Waku-waku y en divulgación, Hablemos de sexo, el primero en hablar abiertamente del tema en España.

Un genio polifacético

Chicho ha sido un hombre de teatro (él mismo reconoce que es su origen), y con solo dos películas (La Residencia de 1969 y ¿Quién puede matar a un niño? de 1976) se convirtió en un referente del género fantástico y de terror.

Quizá por todo ello se ha convertido un personaje tan querido. Chicho siempre se ha reconocido además como un tremendo tímido que, cuando debe dar la cara al público se pone una máscara de actor que le ayuda a mantener a salvo su personalidad más íntima: la de un trabajador inagotable y un gran perfeccionista que, a pesar de los éxitos obtenidos, nunca está completamente satisfecho con lo que ha hecho.

¿Te gustó este artículo?

Suscríbete a nuestro RSS feed y no te perderás nada.

Otros artículos sobre ,
Por • 18 May, 2017
• Sección: Televisión