La entrada de Telecinco en Digital+ supone la irrupción de Mediaset en el mercado de la televisión de pago en España, siguiendo así la experiencia italiana y sirviendo como puente para la creación de una plataforma de pago en TDT.

El 18 de diciembre PRISA vendía un 22% de Digital+ por 517 millones, reduciendo su participación en la plataforma de pago al 57% ya que meses a finales de noviembre ya había vendido un paquete similar (21%) a Telefónica. La venta a la operadora se cerró por 470 millones de euros, de los cuales unos 230 se cubrirían con la deuda que mantenía Sogecable con Telefónica, valorando el total de la plataforma de pago en 2.350 millones de euros. La entrada de Telefónica significaba el regreso de la compañía presidida por César Alierta, ya que hasta mayo de 2008 contaba con el 16,7% de Sogecable que entonces vendió a un precio superior al que pagó en esta última ocasión.

Tras el acuerdo de Telecinco con PRISA, Digital+ queda así ahora constituida con las participaciones siguientes: 22% en manos de Telecinco, 57% en las de PRISA y 21% en las de Telefónica. Tanto Telecinco como Telefónica contarán con dos consejeros en el consejo de administración de la plataforma. De mantenerse esta composición, ya que no sería de descartas a lo largo del año nuevas operaciones de compra-venta sobre la plataforma, PRISA mantendría el control de Digital+, quedando bajo batuta de Telecinco la dirección de contenidos.

75% del mercado

La entrada de Telecinco en Digital+ supone entrar de lleno en el mercado de la televisión de pago, en la que Mediaset en Italia ya tiene una constatada experiencia. En este momento, la plataforma satelital posee el 75% del mercado de la televisión de pago en España, un mercado cuya penetración ronda el 27% y sobre el que pesan opiniones contrapuestas sobre su verdadero potencial de crecimiento. Aunque ofertas de pago como las de Ono (que ha pasado de 922.000 abonados a finales de 2007 a 991.000 a mediados de 2009) e Imagenio-Telefónica (que ha incrementado sus abonados de 450.000 a 609.000) están creciendo, la irrupción de nuevas opciones de IPTV como las de Orange hacen plantearse la viabilidad de proyectos en un mercado que parece estancado. Según las cifras, la tv de pago en España crece a un ritmo mucho más lento del que lo hace en mercados relativamente nuevos como Portugal, por lo que ya son varios los expertos que empiezan a hablar de haber tocado techo en esta modalidad.

Digital+ cuenta con 1,9 millones de suscriptores (con una imporante masa de abonados procedentes de la extinta Vía Digital), unos ingresos de 1.400 millones de euros y un EBITDA de 351 millones en el periodo de octubre de 2008 a septiembre de 2009.

Una vez consolidada la nueva estructura empresarial en la plataforma, Telecinco conseguirá racionalizar la fuerza de ventas creando sinergias con la televisión en abierto y la posible futura TDT de pago, en la que Digital+ aportaría algunos de sus canales en propiedad para alimentar los contenidos de los dos múltiplex que estarían en manos de Telecinco-Cuatro. De esta forma, Telecinco estaría en condiciones de lanzar una plataforma de TDT de pago, con la que competiría con la que preparan Antena 3 y LaSexta, en proceso de fusión, alrededor de Gol TV, el único canal de TDT de pago que se comercializa ahora en España. De momento, ya se están moviendo las primeras fichas, quedando fuera de juego canales como 40 Tv Latino que desaparecerá de TDT en abierto dejando hueco para un nuevo canal aún por determinar.

La entrada de Telecinco en Digital+, y la clara apuesta por el mercado de pago está obligando a Planeta y Mediapro a pisar el acelerador de la fusión.
Mediapro no sólo posee los derechos de casi todos los equipos de fútbol de Primera y Segunda División, sino también de otros eventos como la Fórmula 1. De hecho, uno de los dos canales que posee La Sexta en TDT está cedido a Gol TV, el canal de fútbol de pago que produce Roures. Sin embargo, el coste de estos derechos es precisamente uno de los escollos que el grupo de Lara está poniendo sobre la mesa.

Por lo que al mercado publicitario se refiere, parece claro que Publiespaña, comercializadora de publicidad del grupo Telecinco con una impresionante fuerza de ventas que reporta anualmente más de 900 millones de euros, tomaría las riendas de la explotación tanto de la plataforma satelital como de la posible nueva plataforma sobre TDT.

La entrada de Telecinco en Digital+ supondrá la maximización a largo plazo de la flexibilidad estratégica de la compañía, así como la optimización de la rentabilidad de los mercados de televisión en abierto y de pago, suponiendo una posicionamiento estratégico y de negocio a medio plazo en el nuevo contexto digital al que su competencia, ahora más que nunca, no puede quedarse al margen.

Mañana: Telecinco-PRISA: estrategia multiplataforma del nuevo gigante (y III). Potencial económico y sinergias.

Essere socievole, condividere!

Ti è piaciuto questo articolo?

Iscriviti alla nostra Feed RSS e non vi perderete nulla.


Altri articoli su , , ,
Di • 19 gennaio 2010
• Sezione: Affari, PA presenti (indipendente), Satellitare, DVB-T