es:lang="es-ES"
1
1
https://www.panoramaaudiovisual.com/en/2010/11/24/digitag-uer-bne-y-act-piden-medidas-para-proteger-de-interferencias-la-banda-790-862-mhz/

DigiTAG, Unión Europea de Radiodifusión (UER/EBU), Broadcast Networks Europe (BNE) y Association of Commercial Television in Europe (ACT) han hecho públicas una serie de recomendaciones conjuntas encaminadas a asegurar que se adopten las garantías técnicas necesarias para proteger de posibles interferencias en los servicios de televisión digital terrestre (TDT) en la banda 790-862 MHz.

blank

DigiTAG, Unión Europea de Radiodifusión (UER/EBU), Broadcast Networks Europe (BNE) y Association of Commercial Television in Europe (ACT) han hecho públicas una serie de recomendaciones conjuntas encaminadas a asegurar que se adopten las garantías técnicas necesarias para proteger de posibles interferencias a los servicios de televisión digital terrestre (TDT). Estas entidades entienden que se hace necesario establecer medidas de salvaguarda tras la decisión de varios gobiernos europeos para asignar la banda de frecuencia 790-862 MHz (banda 800 MHz), actualmente utilizadas para la radiodifusión, a las redes de comunicaciones fijas y móviles. Estas recomendaciones pretenden también ser un aporte al Programa de Política de Espectro Radioeléctrico (Radio Spectrum Policy Programme RSPP) actualmente en discusión entre las diferentes instituciones de la Unión.

La base de esta protección debe ser a juicio de estos organismos una cuidadosa planificación de la red por el operador MFCN para evitar situaciones que pueden crear interferencias en la recepción de la TDT. Además, entienden que los costes asociados a la aplicación de los recursos no deberían ser sufragados por los organismos de radiodifusión, los operadores de redes de difusión o de los espectadores.

Dependiendo de la situación actual, estas medidas podrían incluir, la reducción de la potencia de los transmisores MFCN y el ajuste de sus características en antenización para reducir los problemas de interferencia, teniendo en cuenta las condiciones locales, especialmente para las estaciones base MFCN utilizando el bloque de la primera frecuencia por encima de 790 MHz, con una polarización de antena de estación base que sea opuesta a la del emisor TDT, especialmente para las estaciones base con el bloque de la primera frecuencia por encima de 790 MHz. También se propone nuevos filtros RF en estaciones MFCN, especialmente para las estaciones base con el primer bloque de frecuencias por encima de 790 MHz. Otra medida sería el uso de repetidores en el canal de TDT de baja potencia en las estaciones base MFCN para restaurar la degradación de la relación señal/ruido en los receptores de TDT afectados.

DigiTAG, UER, BNE y ACT recomiendan seguir una política de información adecuada sobre las licencias otorgadas, por ejemplo en los sitios web de los reguladores, para que los consumidores que sufren de interferencias sepan por qué está ocurriendo, a quien se puede quejar, y qué medidas se pueden tomar. También instan a alas Administraciones a crear una entidad, con independencia de los titulares de las licencias MFCN, como punto de contacto para que en os casos de interferencia o pérdida de servicio de TDT se puedan tomar medidas efectivas y rápidas.

Al hilo de estas recomendaciones, Daniel Sauvet-Goichon, presidente de DigiTAG, ha comentado que «con varias decenas de millones de hogares en toda Europa basándose en plataformas TDT, es esencial para las administraciones nacionales garantizar que estos usuarios puedan seguir teniendo acceso a estos servicios de televisión populares sin ningún tipo de interferencia técnica. Se deben, por tanto, poner en práctica para proteger la calidad visual del servicio».

Por su parte, Pauchon Bernard, presidente del BNE, ha añadido que «son considerables los esfuerzos que realiza la industria de la radiodifusión para reorganizar la transmisión de la TDT por debajo de 790 para despejar las frecuencias superiores a otros usos. La calidad de los servicios ofrecidos por operadores de redes de difusión a los broadcasters y los ciudadanos tiene que ser protegida por las instituciones europeas y nacionales».

Por último, Lieven Vermaele, director de tecnología y desarrollo en la UER, ha afirmado que «cuando los espectadores tienen problemas con la recepción de televisión, a menudo contactan con el broadcaster para conocer si hay alguna incidencia con el servicio. Si las comunicaciones móviles interfieran en la radiodifusión digital, la pantalla simplemente se quedaría en negro, por lo que el broadcaster no tendría forma de ayudar al espectador. Por tanto, es esencial que se tenga mucho cuidado en la planificación e implementación de las comunicaciones móviles en la banda de radiodifusión antigua, para evitar totalmente el riesgo de confusión».

¿Te gustó este artículo?

Suscríbete a nuestro RSS feed y no te perderás nada.

Otros artículos sobre , , ,
Por • 24 Nov, 2010
• Sección: Negocios, PA Destacado (Principal) ES, RF, TDT